17 - enero - 2020

Delegación de Medios de Comunicación Social

Noticias de Interés

 
 
Eucaristía y caridad

07 - junio - 2015

Eucaristía y caridad

Manuel San Miguel

Solemnidad del Cuerpo y de la Sangre de Cristo – Ciclo B

La aspersión de la sangre de los sacrificios que narra la primera lectura del Éxodo es el gesto que certifica la alianza de Dios con su pueblo en el Sinaí. Es la sangre de animales, no de los presentes; hay una distancia entre el que ofrece y la víctima ofrecida (sangre ajena y externa). Parte de la sangre se derrama parte sobre el altar, y parte sobre el pueblo (Dios y comunidad). La sangre, en aquella mentalidad, era portadora de vida. Compartir la sangre es compartir la vida. Asperjar la sangre sobre el pueblo implica a todo el pueblo. Se trata de una alianza precaria e insuficiente que prepara, apunta y anticipa la nueva alianza que, para los cristianos, tendrá cumplimiento en Jesucristo, como plantea la segunda lectura. Cristo Jesús es el Mediador entre Dios y los hombres y su sacrificio personal, desde el comienzo de la vida hasta su culminación en el Calvario, sustituye y anula los antiguos sacrificios. Estos son, con frecuencia, ineficaces y estériles por su inevitable formalismo. Y en lugar de contribuir a la transformación de la persona, crean una religiosidad sociológica que no llega a dar sentido al camino humano. Es la suya una utilidad manifiesta porque, en el fondo, trata a la persona como si fuera un menor, alguien que no puede salir adelante por sí mismo.

Justo el camino contrario es el del sacerdocio existencial de Cristo: toca el fondo de la realidad para transformarla en adulta y para que pueda ser la vida toda el ámbito de la ofrenda a Dios.

En definitiva, el sacerdocio de Jesús hace referencia al amor. Sin él, no es posible. Por eso no usa las técnicas sacrificiales de siempre (la sangre de machos cabríos con los que se hacían los ritos del perdón), sino que la historia pobre de Jesús, su sangre derramada por amor, es el signo de alianza de su nuevo sacerdocio.

Por medio de este sacrifico de Jesús, hemos entrado en “comunión directa con Dios-Padre”. El sacrificio de Cristo lo renovamos continuamente en la Misa y hoy, día del Corpus, lo recordamos y lo celebramos con especial gozo y agradecimiento.

Por tanto, no se pueden separar estas dos dimensiones de la fe: la eucaristía y la caridad que nos deberían ayudar a descubrir que quienes comparten el pan de la eucaristía deben compartir el pan de la mesa, la mesa de los recursos económicos y las oportunidades de llegar hasta ellos. Cuestión de gran actualidad y debate, pero los cristianos tenemos que tenerlo claro: “desear, buscar y cuidar el bien de los demás”.

Publicado en La Opinión-El Correo de Zamora, 7/06/15.

De interés general

Horario de misas

Horario de misas

Consulte los horarios de misa a las que puede asistir en la Diócesis…

Obispado de Zamora. Puerta del Obispo, Nº 2 - C.P.: 49001 - Zamora (España) Teléfono: 980 53 18 02 / Fax: 980 50 90 82 Email: info@diocesisdezamora.es
Casa de la Iglesia - Seminario. Plaza del Seminario, Nº 2 - C.P.: 49003 - Zamora (España) Teléfono: 980 53 52 78