8 - abril - 2020

Delegación de Medios de Comunicación Social

Noticias de Interés

 
 
No quiero tener miedo…

07 - junio - 2015

No quiero tener miedo…

Ricardo Casas Lorenzo

Miedo. Sí, posiblemente esta es la palabra que mejor refleja el sentimiento interior que brota ante los espeluznantes datos de la realidad. O quizá no es miedo. Puede que sea vértigo. Sí, puede ser. Aunque si tengo que elegir me quedo con la primera.

Más de treinta y dos mil personas atendidas en Zamora por Cáritas. El 25% de las familias zamoranas por debajo del umbral de la pobreza, o en serio riesgo. ¿Cómo no voy a tener miedo? Miedo a la insensatez, a la mediocridad y a la irresponsabilidad. Miedo a no saber en manos de quién se lega el destino de los pueblos, de sus habitantes, el nuestro. Miedo porque parece que lo único que importa es recuperar la senda atroz del consumismo más feroz que ha ido destruyendo paso a paso todos y cada uno de los valores que garantizaban un desarrollo integral del ser humano.

Entonces sí. Claro que tengo miedo. Porque creí que el ser humano era una pieza clave del planeta, pero me quieren hacer creer que no es así, que sólo es un producto de consumo más. Quieren que crea que sólo importa si las cifras macroeconómicas operan en positivo, cuando yo sigo pensando que si tras esas cifras se quedó un ápice de desigualdad, seguro que se hizo desde el abuso, la injusticia y la falta de ética y moral.

Por eso no entendí nunca ese voto ciego de confianza al neoliberalismo más brutal, desligado de cualquier vínculo con la ética y con la humanidad. Y venga de donde venga y por el motivo que sea. Es igual que sea fruto del temor al cambio. Es indiferente si surge de un equivocado tradicionalismo. Aferrarse a las opciones más neoliberales daña brutalmente los intereses del evangelio, porque mientras las primeras ningunean al ser humano, el segundo le devuelve la dignidad de ser hijo de Dios y hermano de los semejantes.

Preferí creer en el evangelio. En ese en el que el único neoliberalismo es el del amor y cuyo fruto más directo no es la solidaridad, porque la justicia impidió que fuese necesaria. Sólo entonces pierdo el miedo. Porque a pesar de los pesares, sigue habiendo personas e instituciones que siguen creyendo que cualquier ser humano es imagen de Dios. Y se implican, se comprometen y se desgastan por cada hombre y cada mujer que sufre la desigualdad y las graves consecuencias de no haber aprendido la lección de esta última gran crisis. Creo en Cáritas, en su ser y en su misión. Porque lo que hace no es fruto del temor, sino consecuencia irrenunciable del amor.

Publicado en La Opinión-El Correo de Zamora, 7/06/15.

De interés general

Horario de misas

Horario de misas

Consulte los horarios de misa a las que puede asistir en la Diócesis…

Obispado de Zamora. Puerta del Obispo, Nº 2 - C.P.: 49001 - Zamora (España) Teléfono: 980 53 18 02 / Fax: 980 50 90 82 Email: info@diocesisdezamora.es
Casa de la Iglesia - Seminario. Plaza del Seminario, Nº 2 - C.P.: 49003 - Zamora (España) Teléfono: 980 53 52 78