inicio.Organismos.Delegaciones.Secretariado de Pastoral Juvenil
Secretariado de Pastoral Juvenil
Volver

Inicio y Equipo

Compartir

Secretariado de Pastoral Juvenil

El Secretariado para la Adolescencia y Juventud es el organismo diocesano encargado de apoyar, coordinar y alentar la pastoral de este sector en toda la Diócesis.

Está presidido por el Director e integrado por jóvenes y monitores de diferentes procedencias y sensibilidades.

Sus tareas principales son:

  1. Estudiar y conocer la realidad de los jóvenes (estadística, problemas, posibilidades, retos...).
  2. Apoyar la pastoral juvenil en las parroquias, arciprestazgos y colegios ofreciendo medios personales y materiales.
  3. Alentar la creación de grupos parroquiales y asociaciones de jóvenes cristianos y su formación cristiana integral.
  4. Cuidar la formación de agentes de pastoral juvenil ofreciendo los cauces e instrumentos adecuados.
  5. Sensibilizar a los grupos juveniles cristianos sobre la importancia de estar presentes y de participar en los organismos eclesiales -parroquiales, arciprestales, diocesanos, colegios y movimientos-, así como en los civiles -locales y provinciales-.
  6. Participar en los organismos regionales y nacionales de Pastoral de la Juventud.

Nuestro Equipo

Responsable: D. Millán Núñez Ossorio

Colaborador: D. Javier Prieto Prieto

Miembros del equipo: 

Casa de la Iglesia. Pz. del Seminario, 2. 49003 Zamora
980 535 278
juventud@diocesisdezamora.es

Noticias Destacadas

Los jóvenes, al Cristo de Morales
Los jóvenes, al Cristo de Morales
El equipo de Pastoral Juvenil de la diócesis de Zamora ha organizado mañana una peregrinación a la ermita del Cristo de Morales del Vino para adolescentes y jóvenes de entre 15 y 35 años. Se trata de una de las primeras actividades del nuevo equipo de Pastoral Juvenil, que tras un periodo de parón vuelve con ganas, capitaneado por el sacerdote y rector del Seminario San Atilano, Millán Núñez. La peregrinación partirá mañana sábado a las 11.00 horas de la plaza del Seminario, realizarán una parada en el Ruta de la Plata y proseguirán la marcha hasta la ermita del Cristo. Una vez allí -en torno a las 13.00 horas- se celebrará la eucaristía que presidirá el obispo, Fernando Valera. Tras este momento de encuentro con el Señor, los participantes compartirán la comida que llevará cada uno de casa. Los adolescentes y jóvenes compartirán juegos y talleres; además de escuchar testimonios y experiencias sobre la Peregrinación Europea de Jóvenes (PEJ). Y es que esta actividad tiene como horizonte la preparación de la próxima PEJ que tendrá lugar en verano de 2022. A las 17.30 horas está programada la vuelta a Zamora. En casos excepcionales, se podrá hacer uso de un vehículo habilitado para la jornada. Los adolescentes y jóvenes interesados en participar han de inscribirse en el Seminario San Atilano o en su parroquia.   Viky Esteban, delegación de Medios de Comunicación
15/10/2021más info
Llegan a Zamora los símbolos de la Jornada Mundial de la Juventud
Llegan a Zamora los símbolos de la Jornada Mundial de la Juventud
Zamora, 28/08/2021. A lo largo de este mes y el de octubre de 2021, la Cruz y el icono de María Salus Populi Romani peregrinarán por todas las diócesis españolas animando a los jóvenes a la participación en la Jornada Mundial de la Juventud de Lisboa 2023. Y será el viernes 10 de septiembre cuando estos dos símbolos de las jornadas mundiales de la juventud lleguen a Zamora procedentes de la diócesis de Palencia.  La primera parada en nuestra diócesis tendrá lugar el viernes 10 de septiembre en Benavente, concretamente en la parroquia de san Juan, donde a partir de las 23:00 horas la Cruz y el icono de María presidirán una oración por todos los jóvenes de la diócesis. El sábado 11 los símbolos llegarán a la catedral donde, a las 13:15 horas, se celebrará una misa jubilar presidida por nuestro obispo Fernando Valera y que podrá seguirse en directo a través del canal de YouTube de la diócesis. Ya por la tarde, a las 17:30 horas, se iniciará en el Seminario Menor San Atilano un encuentro de jóvenes que concluirá con una vigilia de oración a las 22:00 horas. Será el domingo 12 de septiembre cuando los jóvenes de Zamora entreguen la Cruz y el icono a la diócesis de Santander. Esta tradición se remonta a 1984 cuando, al concluir el Año Jubilar de la Redención, el papa Juan Pablo II confió a los jóvenes la Cruz del Jubileo, conocida hoy como la Cruz de las jornadas mundiales de la juventud que, desde entonces, ha estado en el centro de todas las convocatorias internacionales de los jóvenes católicos. En 2003, el papa también ofreció una réplica del icono de Maria Salus Populi Romani para que acompañase a la Cruz en sus peregrinaciones por el mundo. De manera excepcional, la Conferencia Episcopal Portuguesa ha tenido a bien que la peregrinación de los símbolos de la Jornada Mundial de la Juventud se realice también en la vecina España, gesto que nos llena de agradecimiento porque esta práctica es, en principio, exclusiva del país que prepara las jornadas. Será el 29 de octubre cuando concluya su periplo por las diócesis españolas y la Cruz y el icono de María crucen la frontera por el río Guadiana hasta Portugal. Es de prever que, dada la cercanía de Lisboa, la próxima convocatoria de la Jornada Mundial de la Juventud movilice la participación de un buen número de jóvenes zamoranos. En este sentido, el secretariado de Pastoral Juvenil de la diócesis ya ha empezado a trabajar en el diseño y propuesta de itinerarios que posibiliten una amplia participación de jóvenes en las próximas iniciativas diocesanas. Para más información:                                                                                                                                                      Millán Núñez Ossorio,                                                                                                                                                Tfno: 662250600
28/08/2021más info
Sigue las flechas del Camino…por la Red
Sigue las flechas del Camino…por la Red
Zamora, 17/6/2020. La diócesis de Zamora, a través del secretariado de pastoral para la adolescencia y la juventud, ha diseñado un formato juvenil y digital – con algunos momentos presenciales- para realizar la peregrinación a Santiago de Compostela del 5 al 11 de julio. Una iniciativa que no es nueva en la diócesis, pero que este año viene marcada por la situación de pandemia y la imposibilidad de mantener la peregrinación convencional.  Se trata de la V edición de Sigue las Flechas del Camino, una peregrinación para jóvenes (a partir de los 16 años) que ha ofrecido los últimos años la diócesis y que ha contado con una excelente acogida desde los inicios. El sacerdote y director del secretariado, Florentino Pérez, explica que se ha creado una APP en la que se marcarán los kilómetros a recorrer en cada jornada y el propio dispositivo irá contabilizando los pasos del peregrino. Al finalizar el día habrá un encuentro presencial a través de una aplicación virtual en la que se encontrarán todos los peregrinos y podrán compartir su experiencia y un rato de oración.  LOS DETALLES  ¿En qué consiste esta experiencia? Cada día estará marcado por dos momentos: Uno de camino y otro de encuentro.   a)                 Tiempo de camino: Cada día todos los participantes tendrán un objetivo de kilómetros que tendrán que recorrer dónde, cómo y cuándo quieran dentro de ese día. Para registrar la distancia recorrida se usará una app gratuita en la que se encuentren todos los participantes en el Camino. Esa distancia podrá recorrerse en cualquier punto geográfico que elija cada participante; podrá realizarse caminando, corriendo, a caballo o en bici; y se tendrá la opción de caminar solo o en grupos de zona, juntándose los participantes de un lugar determinado (pueblo, barrio, ciudad o comarca). Por otro lado, cada día habrá un tema contenido en un material que se facilitará a todos los participantes a través de un grupo de Whatsapp que se cree con tal fin. Ese material ofrecerá pautas para vivir cada día en clave de reflexión y oración partiendo de la propia vida de cada persona que participe.   b) Tiempo de encuentro: Cada día, en la noche, se convocará un encuentro virtual de todos los participantes a través de Zoom, en el que se tendrá la oportunidad de compartir lo vivido en el día, reflexionar en torno al tema de cada jornada y concluir con un breve tiempo de oración. Cada encuentro tendrá una duración de 45 minutos. Además, en esta experiencia se incluyen dos momentos de encuentro presencial: al inicio un encuentro de envío, en el que se conocerán todos los participantes; y al final, una Misa del Peregrino. En ambos momentos se cumplirán las normas de prevención establecidas ante el COVID-19 en cuanto a distanciamiento y desinfección.   INSCRIPCIONES Para participar en esta experiencia, los interesados deberán cumplimentar un formulario de inscripción online, disponible en http://www.siguelasflechasdelcamino.com Esta inscripción implicará el inscribirse también en la app que registre la distancia recorrida y en el grupo de Whatsapp; además del uso de la app de Zoom.    
17/06/2020más info

Reportajes Destacados

Envia2.0
Envia2.0
El pasado sábado 17 de marzo se celebró en Muga de Sayago el encuentro diocesano de adolescentes, con la participación de chicos y chicas de 12 a 16 años. Publicamos la crónica que ha elaborado Gabriel Carlos Ramos. Zamora, 19/03/18. Tras varios meses de preparación, de muchas reuniones, de lluvias de ideas, de puestas en común… llegó el día del encuentro diocesano de adolescentes. Los secretariados diocesanos para la Adolescencia y Juventud y Pastoral Vocacional y la Delegación Diocesana de Catequesis organizamos este encuentro, al que pusimos el nombre de ENVIA2.0. El encuentro ha tenido lugar en Muga de Sayago, a mi parecer muy acertado, pues es bueno dar la importancia a los núcleos rurales en estos encuentros. Todo empezó a las 11, con un festival de bienvenida, en el que contamos con una joven promesa, el DJ Pablo, que nos amenizó la llegada y las presentaciones de los diferentes grupos que acudieron al encuentro. Tras la bienvenida vino una pequeña explicación de por qué se ha elegido el nombre de ENVIA2.0; llegando a la conclusión de que estamos llamados a ser discípulos, que son los héroes 2.0, unos héroes renovados, diferentes, adaptados a nuestro tiempo… con el ejemplo de los héroes 1.0: los santos. Dios nos ha elegido, nos llama a ser discípulos, y nos encomienda una misión: somos enviados. Tras esta pequeña explicación, comenzaron los talleres, cuatro en total. Dichos talleres fueron muy variados, e iban orientados a poder ser discípulos-misioneros en nuestro tiempo: el primero de ellos abordó cómo ser misionero en las redes sociales, hubo otro sobre música cristiana vocacional, otro de manualidades, en el cual hicimos un dado con retos o compromisos para vivir en casa, y el último taller, que fue más práctico, consistió en una pequeña experiencia de voluntariado en la residencia de ancianos de Muga. Tras los talleres comimos todos juntos, y después tuvimos un maratón de baile, en el cual pudimos darlo todo bailando. Y después vino el mago Julio, que nos dejó con la boca abierta con sus trucos. Rematamos el día con una pequeña oración en la que pudimos sentirnos miembros de una familia que va más allá de la parroquial… la familia diocesana.
19/03/2018más info
JMJ 17: Cristo nos ha salido al encuentro
JMJ 17: Cristo nos ha salido al encuentro
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 17 La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia ha llegado a su fin. El grupo de peregrinos de la Diócesis de Zamora nos ofrece la última crónica de su viaje después de haber participado en la Misa presidida por el papa Francisco. Cracovia, 31/07/16. Un día más en nuestra peregrinación, y no un día cualquiera: el último. Hoy se nos ha hecho corto el día; dormimos en el Campo de la Misericordia rodeados de cerca de tres millones de personas, y pronto el sol hizo su aparición y nos obligó a despertarnos. Llegó el Papa y celebramos la Eucaristía en ese gran campo; Eucaristía que ponía fin a la JMJ 2016 en Cracovia. Dicen que cuando empiezas un camino nunca sabes lo que te deparará, nunca ves el final... Hoy hemos visto el final de nuestro camino en peregrinación a Cracovia. Ponemos fin a 17 días de camino, de alegría, de compartir; atrás quedarán las largas horas en el autobús, las canciones, los bailes; y por siempre en nuestro recuerdo ya quedan las gentes con las que hemos vivido, compartido, con las que hemos rezado. Ya en el autobús, camino de Berlín para coger el avión hasta Madrid, muchas son las cosas que se comparten, muchos recuerdos, emociones, sentimientos... y un mismo pensar: ha merecido la pena. Han merecido la pena el calor, las aglomeraciones de gente, las ampollas en los pies, el cansancio, los dolores de espalda, las horas de autobús... y todo porque Cristo en estos días nos ha salido al encuentro de nuestro camino. Nuestra maleta pesa un poquito más que a la ida porque nos llevamos todo lo vivido, lo compartido, y todo lo rezado; juntos los jóvenes de todo el mundo unidos por una misma fe. Qué grande es el Señor, que se sirve de un hombre vestido de blanco, o de un francés, o de un italiano, o incluso de un americano para que nos encontremos con Él. Con la batería de nuestra fe cargada, volvemos a casa, a compartir con los nuestros todo lo vivido y compartido, y a mantenernos firmes en la fe hasta la próxima carga de nuestra batería que nos mueve: la fe. “Bienaventurados los misericordiosos, porque ellos alcanzarán misericordia”.
31/07/2016más info
JMJ 16: La vida es bella
JMJ 16: La vida es bella
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 16 Penúltimo día de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia, con uno de los momentos principales: la vigilia con el papa Francisco en el Campus Misericordiae. La crónica de los jóvenes zamoranos hoy nos la trae Lucía Pérez, de la parroquia de San Torcuato. Cracovia, 30/07/16. 30 de julio, nuestro último sábado en tierras polacas. Intenso, emotivo y agotador, pero lo más importante, irrepetible; eso es lo que hace este día tan especial. Hoy hemos construido un puente, como bien nos ha dicho el papa Francisco: “es mejor construir puentes que levantar muros”, y el nuestro nos lleva hacia el final de esta JMJ Cracovia 2016. Esta mañana nos hemos despedido de nuestra última familia, la última que nos ha acogido y nos ha abierto las puertas de su casa. Ha sido tanto tiempo de intercambio de culturas y experiencias que cuando volvamos a casa diremos los buenos días en polaco y las buenas noches en cualquier otro idioma que nos venga a la cabeza. Acto seguido, después de Misa, nos hemos puesto en camino para vivir los días más fuertes de esta jornada; el Campo de la Misericordia estaba ya esperándonos. Saco, esterilla, mochila al hombro y nos vamos. Los ocho kilómetros que separaban el autobús de nuestro sitio parecían interminables pero, seguro, tendrán su recompensa, como todo esfuerzo la tiene. Todos hemos venido hasta aquí buscando algo que, esperemos, alguno que otro podamos encontrar con la ayuda de nuestro Papa y de cada una de las personas que durante estos días se han ido cruzando por nuestro camino, sean de donde sean y hablen el idioma que sea. La vigilia que ha tenido lugar tan sólo hace un par de horas, y seguro que ha dejado huella en más de uno de nosotros. Ahora, aquí seguimos, y aquí seguiremos, porque el día continua, y aún nos queda la guinda final. Que la vida sea bella para todos, que las palabras que hoy el Papa nos ha dejado inunden el corazón de todo el mundo, niños, jóvenes y no tan jóvenes: “la vida es bella siempre que queramos vivirla”. Que continúe la jornada.
30/07/2016más info
JMJ 15: No podemos quedarnos de brazos cruzados
JMJ 15: No podemos quedarnos de brazos cruzados
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 15 La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia llega a sus días principales. Desde allí, Gabriel Ramos, del Seminario Mayor, nos envía la crónica de todo lo vivido. Cracovia, 29/07/16. Hoy nos hemos levantado muy pronto y hemos ido directamente a recoger la comida y la cena del día, de picnic, porque teníamos que coger el tren hacia Cracovia. Cuando llegamos allí, había un montón de gente de diferentes nacionalidades y pudimos hablar con algunos de ellos. Tuvimos un rato para pasear por nuestra cuenta y conocer algo la ciudad, hacer compras, etc. Después celebramos la eucaristía, el grupo de Zamora, en una capilla pequeña de una gran iglesia, y se nos unieron algunos mexicanos y algunos portugueses que, aunque no hablaban muy bien español, más o menos nos entendían. El momento que más destacamos de la celebración es el del Padrenuestro, ya que en esa pequeña capilla nos dimos todos las manos y lo rezamos juntos a una sola voz, aunque en diferentes idiomas. Era el mismo Padrenuestro, y todos sentíamos, unidos, a Dios como el mismo Padre. Después de ello comimos en un gran jardín que había por allí y nos pilló la lluvia cuando intentábamos dormir la siesta. Por eso tuvimos que ir corriendo a resguardarnos. Ya con los chubasqueros, nos fuimos hasta el campo donde tuvimos el Vía Crucis con el Papa. Hacía mucho calor pero, gracias a Dios, llegó un momento en el que se nubló y pudimos caminar tranquilamente. Había muchos peregrinos, tuvimos que rodear bastante, hubo atasco... pero todos felices y cantando hasta encontrarnos con el Papa. El Vía Crucis fue intenso, fue muy bonito, y nos lo tradujeron en directo al español. Francisco nos dirigió unas palabras que nos tocaron y que nos marcaron bastante. Nos dijo que hay que ser alegres y que tenemos que hacer algo, porque el mundo entero nos está mirando y no podemos quedarnos de brazos cruzados. Después de eso, lo que hicimos fue ir saliendo poco a poco, por sectores, y antes cenamos en el propio campo, porque tardamos mucho en salir. Cogimos el tren de regreso y volvimos algo tarde a las casas, donde las familias nos recibieron, preparadas para darnos algo más de cenar. Ha sido un gran día y lo hemos vivido con mucha alegría.
29/07/2016más info
JMJ 14: Nada de jóvenes jubilados
JMJ 14: Nada de jóvenes jubilados
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 14 Un día más en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), que se celebra en Cracovia, y los zamoranos participantes comparten con coetáneos de todos los países la misma fe celebrada con alegría en torno al papa Francisco. La crónica del día de hoy la escribe Jonathan Garrote, que ha acudido con el grupo del Seminario San Atilano. Cracovia, 28/07/16. El camino continúa y el final va alcanzando nuestro caminar. Aquél que comenzamos un 15 de junio lejos de aquí, en Berlín, y nos ha traído en este peregrinar hasta este encuentro unido de jóvenes en torno a Cristo convocado por el Santo Padre en el foco mundial de la juventud cristiana de Polonia 2016. La mañana comenzaba de nuevo tras el desayuno en cada una de las familias que nos acogen y su mejor rostro para arrancar el intenso día. Dirigidos hacia la iglesia nos juntamos en torno a la familia que formamos y que cada jornada seguimos unificando el grupo zamorano para compartir ideas, sentimientos y valores experimentados en cada uno de los momentos durante éstos intensos días en tierras tan lejanas y aún más si cabe tras el encuentro con el Papa Francisco a su llegada a la capital el día anterior. Tras la posterior celebración de la eucaristía y comida nos encaminamos hacia el foco principal de la jornada de hoy, la espera del Santo Padre en su bienvenida oficial a este encuentro de jóvenes. Como bien es dicho, todos los caminos llevan a Roma y allí todos teníamos la misma dirección. Un acto para recordar toda la vida, símbolos y significados, valores, cercanía, juventud, esperanza, alegría, ilusión, humildad y encuentro. Siguiendo los pasos de San Juan Pablo II, Francisco hizo alusión a esa pasión por los jóvenes, por el presente y futuro de la iglesia y la fe católica: “me genera dolor encontrar a jóvenes que parecen haberse jubilado antes de tiempo”, “me preocupa ver jóvenes que tiran la toalla antes de empezar el partido”, “me duelen los jóvenes aburridos y que aburren”. De la misma manera, recordó a aquellas personas diciendo: “me duelen los jóvenes que pierden su vida corriendo detrás de vendedores de falsas ilusiones y que les roban lo mejor; no os dejéis embobar la alegría y los sueños; es un regalo veros que buscáis que las cosas sean diferente”. Un discurso magistral y revitalizante en aquello que muchos creen desaparecido, siendo motivo para reivindicar la comunidad y la firmeza ante Dios de millones de personas como ejemplo de alegría y fe cristiana. El Papa Francisco también nos dijo que “las cosas se pueden cambiar”, “Jesús es quien sabe daros verdadera pasión a la vida”. El día termina y es tiempo de descanso, mañana será otro día intenso y gratificante.
28/07/2016más info
JMJ 13: Convivencia, fe y amor
JMJ 13: Convivencia, fe y amor
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 13 Los zamoranos que se encuentran en Cracovia (Polonia) para celebrar con cientos de miles de jóvenes la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) ya han podido ver al papa Francisco a su llegada para presidirla. El resumen de hoy nos lo ofrece Álvaro Gacho, de la parroquia de San Lorenzo. Cracovia, 27/07/16. Y continuamos peregrinando en Polonia en la JMJ. El día de hoy se puede resumir en tres palabras. Convivencia, fe y amor. Comenzamos el día con una catequesis basada en la misericordia, reflexionando sobre el cristiano de hoy y sus valores. Posteriormente, todos los integrantes de la Diócesis de Zamora realizamos una puesta en común de ideas sobre el hombre y la experiencia de la JMJ. Por la tarde, hemos realizado una visita a Cracovia, donde nos hemos encontrados con miles de personas de todas las nacionalidades y aunque no tuviéramos un idioma en común, nos entendíamos perfectamente puesto que el mensaje es el de Cristo, el amor. Por último pudimos ver la llegada del Pontífice, a la cual acudieron todos los asistentes para poder estar en su presencia guiados por la fe. Es un regalo ver a tantas personas guiadas por un mismo mensaje que se define por tres palabras: convivencia, fe y amor, como Cristo nos enseñó.
27/07/2016más info
JMJ 12: ¿Dónde está el hombre?
JMJ 12: ¿Dónde está el hombre?
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 12 El martes 26, ya mirando al encuentro multitudinario de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia, ha servido para que los zamoranos participantes en ella hayan podido visitar, por un lado, el campo de concentración de Auschwitz y, por otro, algunos lugares significativos de la vida de San Juan Pablo II. Bochnia/Trstená, 26/07/16. La primera crónica, del grupo diocesano, está firmada por Jaime Salvador, de la parroquia de Sanzoles. La segunda, del grupo neocatecumenal, la ha escrito Emilio. Visita a Auschwitz Después de pasar nuestra primera boche en las familias de Bochnia, nos reunimos con los voluntarios en diferentes puntos de la ciudad para acudir a la iglesia y celebrar la eucaristía en el magnífico templo de San Nicolás junto a los españoles alojados en esta ciudad. Tras esta emotiva celebración junto a sacerdotes y obispos de todas las diócesis de España, nos dividimos para dirigirnos a uno de los lugares más aterradores de la tierra, el campo de concentración de Auschwitz. Allí tomamos conciencia del mal que puede engendrar el ser humano, ya que aquí no sólo fueron aniquiladas un millón de personas, sino que también se realizaron numerosos experimentos con hombres, mujeres y niños por parte de los nazis. Al terminar la visita regresamos a Bochnia para disfrutar de un magnífico festival con diversas actuaciones. Pese a que la lluvia hizo acto de presencia ni españoles ni polacos se movieron de la Plaza Mayor y apuraron hasta la hora de regreso con las familias. Juan Pablo II Hoy, el grupo está de despedidas en Trstená. Nos toca despedirnos de las familias que nos acogen, y que han sido una bendición del Señor. Volvemos a Polonia, pero ya para quedarnos hasta el final de la JMJ. Ayer estuvimos visitando las minas de sal de Wieliczka, y su catedral subterránea excavada sobre este material. Después, visitamos el Santuario de San Juan Pablo II, y celebramos la Eucaristía. Una de las cosas que más nos llamó la atención fue poder contemplar la sotana, allí expuesta, que llevaba el día de su atentado en la Plaza del Vaticano en 1981.
26/07/2016más info
JMJ 11: Juntos con el apóstol Santiago
JMJ 11: Juntos con el apóstol Santiago
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 11 JMJ 11: Juntos con el apóstol Santiago Por fin, llegó el día del apóstol Santiago, solemnidad en España por ser nuestro patrono... y muchos de los jóvenes españoles que participan en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia han celebrado juntos la eucaristía junto al santuario de Czestochowa. Publicamos a continuación la crónica elaborada por Enrique Alonso, del Seminario Mayor. Czestochowa, 25/07/16. El día de hoy ha sido un día muy especial por varias razones: la primera era la siguiente despedida de una familia, en segundo lugar el encuentro de españoles en Czestochowa y, finalmente, el encuentro de todos los jóvenes zamoranos que participaremos en la JMJ en Cracovia. Nuestro día comenzaba muy temprano, más de lo habitual para estos días, ya que emprendimos nuestro viaje a la 1 de la mañana para participar en Czestochowa del encuentro de parte de los españoles participantes en la JMJ, unos 8.000. Tras el viaje durante toda la noche, llegamos a nuestro destino. Haciendo el paralelo con nuestro país, Santiago de Compostela es para España lo que Czestochowa para Polonia, un lugar de peregrinación, de encuentro con Dios y con los demás y el punto más relevante para el país de presencia cristiana. Allí pudimos celebrar la Eucaristía ya todo el grupo de Zamora junto, los 95. Fue una Eucaristía entre “claros y nubes”, con mucho calor y que, ya terminada, se cumplió la expectativa que el tiempo anunciaba, una tormenta que nos “mojó de arriba abajo” y trajo consigo que el concierto que siguió a la Eucaristía terminara antes de tiempo. Tras este contratiempo recogimos el picnic para la cena y subimos a los autobuses con destino a nuestra última familia, la que nos acogerá desde el comienzo hasta el final del encuentro. La acogida ha sido agradable, como suele ser costumbre entre los polacos, por lo cual estamos profundamente agradecidos a ellos, pero en especial a Dios, por el que hacen todo esto.
25/07/2016más info
JMJ 10: No estamos solos, Dios está con nosotros
JMJ 10: No estamos solos, Dios está con nosotros
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 10 Los tres grupos de jóvenes de la Diócesis de Zamora que participan en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia ya están en las puertas de los días fuertes de este encuentro eclesial. Nos cuentan cómo ha sido el domingo en muy diversas realidades. Poznan/Bruselas/Trstená, 24/07/16. A continuación presentamos la crónica del primer grupo de zamoranos que están en Polonia listos para celebrar en unos días la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia, y que ha escrito el vallisoletano Josechu Conesa, que va con la parroquia de San Torcuato. Después, el resumen de estos tres días de viaje por parte del segundo grupo diocesano, a cargo de Jesús Campos, de la parroquia de San Lorenzo. Y por último, la reseña del día vivido por el primer grupo del Camino Neocatecumenal, contada por Emilio. El domingo en Poznan Suena el despertador y, tras nueve horas de sueño reparador, comienza una nueva jornada. Hoy hace una semana y dos días que estamos fuera de casa, y cada vez estamos más felices. Hoy, tras renovar nuestras promesas bautismales en el patio de la catedral de Poznan, miles de personas marchamos en peregrinación hacia la gran explanada donde tienen lugar los acontecimientos de hoy. Mientras caminamos, bajo un ardiente sol, observo la cantidad de gente tan distinta, tan diferente que camina junto a mí. Chicos, chicas, bajos, altos, gordos, flacos e incluso de diferente color... Todo eso queda de lado, cuando te das cuenta de que todos estamos caminando por una misma razón: Dios. Tras la comida común, nos dirigimos a la explanada donde está el escenario. Cantos, rezos y música sirven de preludio a una Misa presidida por el Obispo de Poznan con infinidad de curas. La Misa, una hora y media después, está a punto de finalizar, coincidiendo con el atardecer. Un sentimiento extraño inunda la zona. Nadie lo dice, nadie lo manifiesta, pero todos sienten que algo ha entrado en la explanada. Algo inefable, algo mágico, algo confortante... Algo que nos acompaña hasta los últimos acordes de la última canción de la misa... ese algo es Dios. Anochece, y algo sigue ahí. Son muchos los que se mantienen en vigilia rezando, pidiendo por sus vidas y las de sus amigos y familia. Y Alguien los escucha y sin oír hablar les dice todo. Todos unidos, todos bajo una misma fe... me hace caer en la cuenta de que no estamos solos. Que Dios no se limita a las paredes de una Iglesia, va más allá. Y entre canciones tranquilas, velas, y la noche cayendo, nos despedimos y nos vamos recogiendo, cada uno en nuestras familias de acogida. Ya en los últimos momentos, nuestra familia se despide de nosotros. Sienten muchísimo que hayamos estado tan poco tiempo, y esperan volvernos a ver pronto... Un recorrido intenso de Bélgica El grupo de San Lorenzo y Sanzoles llegó a Lovaina vía Bruselas el viernes 22 por la tarde. Tras el alojamiento y la cena salimos por la ciudad, que estaba en fiestas. Lovaina es una ciudad enteramente universitaria y los edificios más representativos son patrimonio y cedidos al uso de la Universidad. El más destacado es el Begijnhof que, siendo patrimonio de la humanidad, es usado como residencia de profesores y alumnos. Tras el paseo y el descanso, el sábado salimos en tren para Brujas donde pasamos una mañana fenomenal contemplando que la memoria de Santiago peregrino llega hasta casi el Mar del Norte, con su hospital medieval. Estuvimos en la catedral y pasamos a adorar en la capilla de la Santa Sangre la reliquia de la pasión. Nos llamó la atención cómo siendo un lugar de tan grande peregrinación y turismo, está muy cuidada la veneración de la reliquia y gran respeto y silencio. Por la tarde regresamos por Gante y tuvimos una catequesis sobre el Misterio Pascual ante el magnífico políptico de Van Eyck “El cordero místico”. Tras pasear y disfrutar del ambiente festivo también de la ciudad, retornamos de nuevo a Lovaina para descansar. Hoy, domingo, hemos visitado de mañana el Begijnhof y la capilla del padre Damián, donde admiramos la entrega de este hombre en favor de los más pobres de su momento: aquellos rechazados a causa de la lepra. Es un lugar también especial. Tras esta visita nos encaminamos a la iglesia de St. Peeter, donde pudimos admirar la imagen de Santa María “sedis sapientiae”, icono de la universidad católica desde 1425. Esta iglesia guarda también una tabla flamenca preciosa en torno a la eucaristía, con el sacrificio de Melquisedec, el maná, el alimento de Elías, la Pascua judía y la última cena. De allí nos fuimos a la iglesia de St. Michael, la iglesia de la Facultad de Teología, y pudimos celebrar la eucaristía con la comunidad hispana. Tomamos el tren y regresamos a Bruselas donde, tras comer y ver el centro, así como el Atomium, fuimos para el aeropuerto dispuestos a coger de madrugada el vuelo para Cracovia y unirnos en Czestochowa a todos los zamoranos y empezar la JMJ. Visita a Auschwitz Anochece en Polonia. Son poco más de las 20 horas. El grupo del Camino Neocatecumenal viaja de regreso a Trstená, en Eslovaquia. Hoy por la mañana se desplazó a Cracovia e inició su JMJ entrando por la Puerta Santa. Ante la reliquia de San Juan Pablo II tuvieron la oportunidad de dedicar una oración individual, de poner su vida ante el Señor y esperar una respuesta sobre las cosas que sucederán en los próximos días. Por la mañana, en Cracovia, se rezó, cantó y bailó a la vista de los miles de peregrinos que ya se encuentran en la ciudad. Después de comer, una visita muy especial, que encogió el corazón de todos: el campo de concentración de Auschwitz I y II, más conocido como Birkenau.
24/07/2016más info
JMJ 9: Caminos que se van encontrando
JMJ 9: Caminos que se van encontrando
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 9 Continúan las actividades de los jóvenes zamoranos en los Días en la Diócesis previos a la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia, y el viaje de los otros grupos acercándose a Polonia. Poznam/Trstená, 23/07/16. Compartimos la crónica desde Polonia escrita por Joaquín Furones, joven de Toro. Y en segundo lugar, el testimonio de Emilio, del grupo neocatecumenal que está aún en Eslovaquia. Zamoranos en Polonia Seguimos en camino, y ya llevamos una semana en nuestro viaje de peregrinación a Polonia. Hoy empezamos el día muy temprano para emprender un no muy largo viaje a Poznam, pero teníamos que estar allí pronto. A las 6 de la mañana habíamos quedado en la parroquia, para partir. Antes de ello tuvimos una oración de despedida con todas nuestras familias de acogida de Lezsno en la iglesia para encomendar y bendecir nuestro viaje. Y tras la oración vino una emotiva despedida de las familias hacia nosotros y viceversa, para embarcarnos en nuestro viaje a Poznam por las difíciles carreteras polacas. Una vez llegados a Poznam nos repartieron entre las familias de allí y emprendimos una caminata con otras Diócesis de España hacia varias iglesias. Paramos en un gran parque en el que nos reunimos con jóvenes de más países para comer. Tras esto fuimos a un campo cercano en el que tenían organizado un concierto y unas oraciones por parte de las monjas dominicas. Después nos reunimos para hablar de las experiencias vividas en los últimos dos días y hacer una visita turística libre a la ciudad. Para finalizar nos volvimos a reunir con nuestras familias de acogida y visitamos la iglesia de santa Faustina y conocimos su historia. Acabamos el día con la primera cena con nuestras respectivas familias. Fue un día agotador, lleno de fantásticas experiencias en grupo. Casas familiares abiertas en Eslovaquia Buenas noches desde Eslovaquia. El grupo de zamoranos del Camino Neocatecumenal se desplazó desde Budapest hasta Trstená, muy próximo a Polonia. Mucho turismo y autobús. La jornada terminó con una Eucaristía en el templo de esta población. Nos acompañaron las familias que nos acogen en sus casas. Hemos encontrado las puertas abiertas y unas amables familias cristianas nos ofrecen su casa, su mesa, sus habitaciones y todo cuanto pueden ofrecernos de forma gratuita. Hoy, nuestros jóvenes, conviven con familias, donde el idioma no resulta un obstáculo. Es una experiencia fantástica. Inolvidable. Estaremos aquí tres noches. En las fotos que enviamos se pueden ver varios momentos. Cómo los peregrinos hacen un descanso en el camino, visitando el castillo de Orava, la celebración de la Eucaristía en Trstená y un grupo con la familia que los acoge.
23/07/2016más info
JMJ 8: La fe y el amor no tienen fronteras
JMJ 8: La fe y el amor no tienen fronteras
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 8 El primer grupo de zamoranos continúa con los Días en la Diócesis de Lezno (Polonia), el encuentro familiar y eclesial previo al a Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia. Mientras tanto, el grupo neocatecumenal hace misión en las calles de Budapest, y el otro contingente de Zamora ha llegado al centro de Europa. Publicamos la crónica de María Rodríguez, de la parroquia de San Torcuato, y las fotos de los tres grupos. Lezno, 22/07/16. La acogida de nuestras familias ha llegado hasta tal punto que nos han querido hacer partícipes de su historia, dándonos a conocer sus raíces, incluyendo a sus seres queridos que ya no están con nosotros. El día comienza fuerte, con pistoletazo de salida para comenzar “el juego de la ciudad” (gymkana) por grupos y con un largo kilometraje de pruebas hasta llegar al centro de Lezno, donde, al acabar exhaustos de caminar como buenos españoles, nos hemos venido arriba y hemos bailado todos juntos canciones populares españolas hasta que nuestras acompañantes polacas no han dudado en unirse a nuestro ritmo y cantar “Duele el corazón”. Con el paso de las pruebas del juego nos hemos ido acercando sonrisa tras sonrisa polacos y españoles hasta tal punto que se han atrevido a pronunciar el famoso trabalenguas: “tres tristes tigres comen trigo en un trigal”. Entre tanta risa hemos llegado al final del juego y con él, la esperada comida en grupo, donde nos hemos reunido con los demás grupos y subgrupos españoles. Tras la comida hemos tenido la eucaristía. Más tarde hemos tenido tiempo libre en el cual no hemos dudado en descansar un poco los pies en una terracita polaca. Después nos han ofrecido un concierto en la plaza del ayuntamiento y como no recordar que los zamoranos y los cacereños nos hemos dejado las cuerdas vocales cantando y bailando las canciones (entre ellas halleluja) liderados por la alegria de Gaby y otros de nuestro grupo. Hacia las 22 horas hemos llegado a casa, donde como es de esperar el recibimiento ha sido increíble; donde les hemos entregado los detalles preparados para la ocasión y ellos nos los han devuelto con creces. Y sus palabras de agradecimiento y cercanía no han sido menos que un: esperamos que esto no sea un adiós, sino un hasta luego. Y una vez más se demuestra que la fe y el amor no tienen fronteras. Y que la dificultad del lenguaje nunca será un impedimento para ello.
22/07/2016más info
JMJ 7: Acoger al forastero, acoger a Dios
JMJ 7: Acoger al forastero, acoger a Dios
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 7 El primer grupo de zamoranos que participa en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) cumple hoy una semana de viaje, y está metido de lleno en los Días en la Diócesis de Lezno, mientras que los neocatecumenales continúan la ruta por Europa y el segundo grupo diocesano saldrá de Zamora precisamente hoy. Recogemos a continuación la crónica que ha escrito, desde Polonia, Juan José Carbajo, del Seminario Mayor. Lezno, 21/07/16. “Jesús les dijo: quien a vosotros os acoge a mí me acoge”. Esta máxima del evangelio la viven de manera muy profunda los habitantes de Polonia transformada en un dicho popular: “quien acoge al forastero, acoge a Dios”. Nosotros tenemos la inmensa suerte de ser esos acogidos que, enviados, caminamos a la JMJ. El día comenzó en nuestras casas de acogida tras un reparador descanso nocturno y un buen desayuno. El descanso y el desayuno nos dan la fuerza exterior para el día, la Eucaristía nos da la fuerza interior, por ello era lo primero. Nos obsequiaron en la parroquia con unas camisetas identificativas para que, vestidos de la misma manera tanto en nuestro interior como en nuestro exterior, pudiéramos comenzar. Preparados de esta manera, la mejor posible, nuestro primer destino fue la visita al castillo de Rydzyna, lugar privilegiado para entender la historia de Leszno. Después serían los hermanos franciscanos quienes nos abrían las puertas de su convento para compartir un rato de su vida con ellos. Allí vigilaba nuestra visita un cuadro de San Pedro de Alcántara, otro español en Polonia. La comida y la siesta son un deber de todo español que se precie y por lo tanto tuvimos que cumplir la tradición. La tarde la dedicamos a una competición de speedway y conforme se calentaban motores se iban calentando los ánimos y las ganas de pasarlo genial. La tarde merecía acabar como merece una tarde de fiesta: música, hogueras y un buen bocata. El cansancio del día iba apareciendo y el regreso a nuestras casas de acogida era el mejor premio de este día, que como siempre todo había sido regalo. Un día más en este camino y en esta experiencia: unos simples peregrinos con la mochila llena de alegría y el corazón lleno de Dios.
21/07/2016más info
JMJ 6: Familias polacas que nos lo dan todo
JMJ 6: Familias polacas que nos lo dan todo
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 6 La crónica de hoy es triple. Por un lado, el sexto día del primer grupo diocesano de zamoranos que, en su ruta hacia la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), ya ha llegado a Polonia. En segundo lugar, un grupo del Camino Neocatecumenal de la parroquia de Cristo Rey, que ya ha emprendido el camino. Y por último, los preparativos del grupo de jóvenes que saldrá el viernes y que hoy envió una pequeña delegación a Toro para visitar dos monasterios de clausura y pedir allí su oración. Zamora/Lezno, 20/07/16. La primera crónica está a cargo de Luis Alberto Nieto, de la parroquia de San Torcuato. Emilio, de camino a Madrid en el autobús, nos cuenta la salida de los neocatecumenales. Y el tercer relato lo firma Jesús Campos, de la parroquia de San Lorenzo. Llegada a Polonia Otro día de peregrinaje en nuestro camino a Cracovia, para participar en la JMJ. El día de hoy empezó fuerte; madrugamos para desayunar por última vez en Praga y ponernos en marcha hacia Lezno. En el autobús ya, pudimos tranquilamente hacer un rato de oración, pues nos quedaban unas cuantas horas de viaje por delante. Paramos para comer, comimos de bocadillo en un alto en el camino, y así estirábamos las piernas. Llegamos finalmente a Lezno, después de un largo camino, donde, tras un pequeño paseo para conocer la ciudad tuvimos la eucaristía en polaco y la acogida de las familias. Tarde-noche de encuentro e intercambio de culturas, pues nos fuimos con ellas ya para sus casas, donde cenamos y compartimos con la familia como pudimos, pues el polaco no es nuestro fuerte. Dulces sueños y mejores deseos para estas familias que lo dan todo por nosotros sin pedir nada a cambio. Sólo Dios puede corresponderles en tal medida. Mañana continuamos nuestro peregrinar... El segundo grupo de zamoranos, en marcha Algunos miembros del Camino Neocatecumenal de Zamora de Zamora hemos iniciado nuestra peregrinación a Cracovia para participar en la JMJ. Durante 15 días visitarán Hungria, Eslovaquia, República Checa y Polonia. Emoción e ilusión a la hora de salir desde la parroquia de Cristo Rey, pero también esperanza. Durante estos días no solamente realizarán visitas turísticas sino que anunciarán el Evangelio y llevarán la Palabra de Dios a quienes quieran recibirla en sus celebraciones en las calles de las ciudades que visitan, animadas siempre por los cantos y la alegría propia del cristiano. Encomendándose a la oración Tarea concluida: una representación de los jóvenes que saldremos el viernes hacia Polonia hemos visitado a las Dominicas y Carmelitas de Toro. Les hemos encomendado que recen especialmente estos días por todo el grupo diocesano que participa en la JMJ. Dos encuentros bonitos. Hoy comienzan los Días en las Diócesis (DED). ¡Ánimo!
20/07/2016más info
JMJ 5: Unos en Zamora, otros en Praga
JMJ 5: Unos en Zamora, otros en Praga
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 5 Hoy tenemos una doble crónica. Por un lado, la del encuentro de oración que han tenido en la iglesia de Santiago del Burgo los jóvenes zamoranos que saldrán en los próximos días para unirse a los que ya viajan por Centroeuropa. Por otro lado, el resumen del quinto día de estos últimos. La Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) ya está encima, y va creciendo la ilusión. Zamora/Praga, 19/07/16. La crónica zamorana la escribe Jesús Campos, de la parroquia de San Lorenzo, y la europea está a cargo de Daniel Fernández, de la parroquia de Cristo Rey. Recuerdo a Juan Pablo II Esta tarde en el convento de las Claras de Zamora el resto de grupos que participarán en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia y que partirán los días 20, 22 y 23 de julio (dos grupos del Camino Neocatecumenal, además de jóvenes de las parroquias de Lourdes, de San Lorenzo y de Sanzoles) han tenido una oración y un encuentro con la comunidad contemplativa encomendando a su oración a todo el grupo diocesano. En el tiempo de oración se ha recordado especialmente a San Juan Pablo II, iniciador de las JMJ. Como símbolo se les ha entregado a las religiosas una vela de la JMJ elaborada por ellos para que, encendida estos días, mantenga vivo el recuerdo de estar unidos en oración. Después ha tenido lugar un distendido encuentro entre las hermanas y los jóvenes. Praga: la sensación de estar en casa Un día más en nuestro peregrinar; parece que nos sobrecoge una sensación muy peculiar, la sensación de haber vuelto a casa, pero con la particularidad que tiene estar a unos 2,220 km de Zamora, lo que viene a ser ir y volver 15 veces a Benavente. No es nada, ¿verdad? Todos estos kilómetros han comenzado a acortarse según se incrementa el grupo de españoles con los que nos vamos reuniendo, y que ha sido la semilla de una atmósfera de fraternidad que, poco a poco, nos va impregnando y que anoche se hizo presente, como si de algo divino se tratase, con la llegada simultánea al hotel de cientos de peregrinos españoles. Les acompañamos en su espera cantando, nos mezclamos, y como si nos conociésemos de toda la vida hicimos de la entrada en el hotel un momento alegre y ameno. Amaneció temprano esta mañana, dicen los que saben que es normal por aquí, la gente es muy disciplinada, y el sol no se libra de cumplir los horarios. Nosotros también nos vamos adaptando a sus costumbres (nos cuesta lo nuestro, para qué nos vamos a engañar) y, como ejemplo, cada vez desayunamos más. Terminamos el café del desayuno y continuamos con una buena taza de Praga, servida de la mano de Sonia, nuestra guía checa. Praga es como una matriusca, una ciudad de ciudades, cargada de cultura, historia, religión, turistas y una gran gastronomía. Tras la suculenta comida en compañía de 800 españoles, hemos cambiado el ritmo, comenzamos la tarde con una catequesis y un debate por grupos. Continuamos con una Eucaristía espléndida, un buen ejemplo que muestra a quienes siguen diciendo que “a Misa ya no va gente joven” que se equivocan, que para ir a Misa, cuanto más joven, mejor, porque con la edad se endurece el oído y las ovejas al no oír bien a su pastor siguen a la de adelante, que suele ser el borrego del rebaño.
19/07/2016más info
JMJ 4: Descubrir a Cristo en el hermano
JMJ 4: Descubrir a Cristo en el hermano
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 4 Los jóvenes zamoranos que están de camino a la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia ya han llegado a Praga. Nos cuenta sus impresiones del cuarto día de viaje David del Hoyo, un joven de Benavente. Praga, 18/07/16. Seguimos en camino... hoy pronto, a las 7, todos arriba para empezar el día, pues nos esperaban unas cuantas horas de viaje hasta Praga. A cargar equipajes y empezar la mañana con un buen desayuno, que tenemos que reponer fuerzas para el viaje. Lo primero del día, antes de empezar el largo camino hasta la nueva ciudad que nos acogerá, celebramos la Eucaristía que, conjunto con el desayuno, es lo que más nos cargó las pilas. Pudimos celebrarla juntos una vez más los zamoranos y el grupo que nos ha estado acompañando estos días: la Diócesis de Coria-Cáceres. Con los deberes hechos y el día presentado al Señor, al autobús para continuar el peregrinar. Más autobús, más horas sentados, pero a pesar de ello el camino ya no es como el del primer día, el camino parece más fácil, más llevadero, las amistades se forjan, siguen creciendo y cada vez hay mejor rollo; se canta más, se comparte, se crean lazos. De camino ya hacia Praga, prontito, sobre las 13,30 paramos para comer los bocadillos que nos habían dado antes de salir de viaje, y aprovechamos también para estirar un poco las piernas y descansar para poder seguir con el trayecto. Por fin a las 16,30 llegamos a Praga, a instalarnos en el hotel donde irán llegando más grupos de españoles (esta tarde llega Toledo); a las habitaciones a asentarse pues pronto quedamos para salir a tener una primera impresión de la ciudad que nos acogerá estos dos días, a conocer un poco sus rincones, aunque un poco exprés, pues mañana ya habrá tiempo. Y nos fuimos corriendo al restaurante a las afueras de la ciudad, donde nos juntamos con más de 300 jóvenes de toda España para cenar. Esto ya va tomando forma, ya se siente que ésta es la juventud del Papa, como pudimos tararear todos juntos en la cena. La experiencia está siendo muy bonita y a la vez entrañable, conociendo nueva gente, descubriendo a nuevos hermanos... en definitiva, descubriendo a Cristo en el hermano.
18/07/2016más info
JMJ 3: Zamora preparó la eucaristía
JMJ 3: Zamora preparó la eucaristía
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 3 Ángel Hernández, de Toro, relata en estas líneas el tercer día del viaje de parte de los jóvenes de la Diócesis de Zamora que están de camino a Polonia para participar en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia. Viena, 17/07/16. Llegamos a Viena sobre las 2 de la mañana y nos despertaron, pues nos habíamos quedado dormidos en el autobús; pronto nos repartieron las habitaciones, nos asentamos y nos fuimos corriendo a la cama para continuar el sueño empezado en el bus. El día comenzó pronto, a ducharse y a bajar a desayunar. Empezamos con una visita guiada por toda la ciudad, aunque tuvimos algunos problemas con el bus que no vino a buscarnos porque no podía salir del garaje, y empezó la aventura, al metro hasta el centro. La visita a la ciudad se nos hizo corta, pudimos ver cosas como la ópera o el Parlamento o la Catedral. Después llegó la hora de comer, que había hambre ya; comimos en un restaurante de Viena. Después había tiempo libre, en el que algunos tuvimos la suerte de visitar la casa de Mozart, mientras otros tomaban un helado, compraban recuerdos, souvenirs o simplemente tomaban un café en una terraza para descansar. Y después a Misa. Fuimos a una parroquia de la ciudad que nos abrió las puertas para celebrar la eucaristía, la cual hoy le tocaba preparar hoy a Zamora, y fue presidida por César Salvador, párroco de San Juan, en Benavente. Por último tuvimos otro rato de tiempo libre antes de cenar todos juntos y en el momento de escribir estas líneas estamos a punto de volver al hotel, a descansar, que mañana nos espera día de viaje.
17/07/2016más info
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 2
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 2
JMJ 2: Entre Berlín y Viena Segunda jornada del viaje a la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) del primer grupo de jóvenes zamoranos. En esta ocasión es Eduardo Pérez, de la parroquia de San Torcuato, quien resume el día. Viena, 16/07/16. Un nuevo día empezó, tras nuestra llegada ayer a Alemania, una llegada cansada por lo que nos dormimos pronto, en torno a la medianoche ya estábamos intentando dormir. Hoy nos levantamos pronto para ducharnos y tratar de pelear con el sueño. Tras un desayuno rápido y completo nos dispusimos a recoger nuestras cosas para comenzar el tour por Berlín; llenamos las mochilas de ganas e ilusión y dejamos las maletas en el bus. Fuimos recibidos por una guía muy agradable que nos fue mostrando por la ciudad los monumentos y lugares más emblemáticos, como son el monumento a los judíos que expiraron durante la guerra mundial, una experiencia interesante que mezclaba sentimientos a su antojo. Fuimos visitando los barrios de Berlín separados en la zona oriental, comunista, y la occidental, abierta al capitalismo. Entre las dos, un muro derruido que nos da una idea de la sensación de desesperación, impotencia y dolor de los que intentaban huir de todas esas desgracias. Esta experiencia nos permitió conocer un poco más de la historia de la Europa del siglo anterior, cuyos recuerdos figuran en algunos de los mayores de esta excursión. Más tarde, tras finalizar el tour, nos reunimos con nuestros hermanos cacereños para celebrar una eucaristía, la primera de nuestra peregrinación, donde percibimos un contraste de costumbres y canciones muy interesante además de un momento muy bonito a la hora de dar la paz, en el que cambiamos el típico apretón de manos por un abrazo simbolizando la cercanía y la Paz. Después de esto, nos dirigimos a comer donde más o menos disfrutamos de un menú alemán: filete y patatas con mostaza acompañados de un brownie que nos preparaba para un viaje de 11 horas, una peregrinación hacia la capital de Austria, Viena. Y aquí estamos, en el autobús, tras hacer un par de paradas y recoger víveres en el McDonalds proseguimos nuestro viaje disfrutando de una preciosa puesta de sol y la renombrada película de La vida de Pi... Pronto llegaremos a Viena y nos hospedaremos para poder acabar por fin con el sueño y coger con muchas ganas e ilusión el nuevo capítulo que mañana viviremos...
16/07/2016más info
JMJ 1: Comienza el camino
JMJ 1: Comienza el camino
De Zamora a Cracovia – Diario de la JMJ 1 Primera jornada en el viaje del primer grupo de jóvenes zamoranos en camino a la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) de Cracovia, organizado por el Secretariado Diocesano para la Adolescencia y Juventud, unidos al viaje preparado por la Conferencia Episcopal. La crónica de este primer día está a cargo de Gabriel Ramos, del Seminario Mayor. Berlín, 15/07/16. Acaba el día, un día de viaje, de cansancio, de cargar con el equipaje... de tomar conciencia que empezamos. Con los ojos aún cerrados por el sueño, a las 7,30 de la mañana nos subíamos en Zamora al autobús que nos llevaría hasta el aeropuerto de Madrid para coger el avión destino Berlín. El grupo compuesto por 46 personas, de la parroquia de San Torcuato, del Seminario Diocesano, de Toro, de Benavente y de la parroquia de Cristo Rey, comenzábamos este peregrinar con el objetivo de llegar a la JMJ. Muchos nervios para los principiantes en esto de las alturas a la hora de subirse al avión, pero los nervios se pasaron “volando”. Y por fin aterrizamos en Berlín: a eso de las 16,30 horas llegábamos a la ciudad que nos acogerá durante 2 días. Una vez instalados en el hostal, nos faltaron minutos para salir a conocer la ciudad; lo más peculiar, que el idioma es diferente, por no decir raro, pero en inglés o por gestos nos entendimos. Pateamos sus calles, sus monumentos... descubrimos las huellas de un muro que dividió al país, y a la Europa que conocemos, y nos dio tiempo para hacer piña entre todo el grupo. Ya acaba la jornada, a descansar e impacientes de lo que mañana nos tocará. Comienza nuestro peregrinar...
15/07/2016más info
Los adolescentes y la sexualidad
Los adolescentes y la sexualidad
Zamora, 28/03/14. El pasado sábado 22 de marzo tuvo lugar en la Casa de la Iglesia – Seminario San Atilano el encuentro diocesano de adolescentes de este curso. Tal como se informó, a las 11 horas comenzaron a llegar los participantes, chicos y chicas entre 14 y 16 años de las parroquias de la Diócesis. La convivencia contó con la presencia del obispo, Gregorio Martínez Sacristán. El encuentro, organizado por el Secretariado Diocesano para la Adolescencia y Juventud, abordó en esta ocasión el tema de la afectividad y la sexualidad, y lo hizo a través de diversos talleres sobre la diferenciación de sexos y la distinta identidad, el amor, el sexo, etc. Pero dejemos que sean ellos mismos, los participantes, los que nos lo cuenten. Daniel Alonso, de la parroquia de San Juan de Benavente, explica que “empezamos el día llegando a la puerta del Seminario de Zamora, donde nos esperaban los monitores y encargados del encuentro, para empezar nuestra convivencia”. Reconoce que “se hizo más amena y divertida de lo que se esperaba”, y señala que “fuimos divididos en cinco clases sobre la sexualidad y la afectividad cristiana; al finalizar éstas tuvimos una oración con nuestro obispo y nos despedimos hasta el año próximo, que seremos sede de este encuentro”. Por su parte, María Fernández, que tiene 15 años y estudia en el Colegio Medalla Milagrosa de la capital, nos cuenta que “a mi grupo de jóvenes de San Torcuato nos ofrecieron una convivencia con el título de ‘Afectividad y Sexualidad’ en el Seminario junto a otros jóvenes de Diócesis de Zamora”, y ésta es la razón de su participación. Una vez allí, comenta, “realizamos diversos talleres en los que se abordaban estos temas con dinámicas. A mí personalmente me parece importante tratar estos tipos de temas, ya que suelen ser temas tabús y a los únicos que recurres cuando tienes alguna duda en estos, casi siempre por vergüenza, son a tus amigos, que saben lo mismo que tú, y no a personas más mayores que ya han pasado por las circunstancias que tú estas pasando”. Por último, María destaca, igual que hacía Daniel, que “además de haber hecho talleres, al final de la convivencia nos juntamos todos los jóvenes de la Diócesis para orar”. Galería fotográfica del encuentro
28/03/2014más info
Encuentro de confirmandos de Zamora ciudad
Encuentro de confirmandos de Zamora ciudad
Zamora, 4/12/13. Los sábados 23 y 30 de noviembre han tenido lugar en la Casa de la Iglesia - Seminario dos encuentros con los chicos y chicas que este año van a recibir la confirmación en la ciudad de Zamora. La mitad de las parroquias el sábado 23 y la otra mitad el sábado 30. Cuatro talleres sobre la profesión de fe, la imposición de manos, la crismación y el abrazo de paz han desarrollado los contenidos que han ocupado una mañana de encuentro, en un ambiente festivo que ha dejado muy buen sabor de boca. Son ya cinco años los que se viene realizando este tipo de encuentros. Con ellos se prepara con más intensidad un día que es importante para la vida de estos chicos, el día en que recibirán el Espíritu Santo, pero también en ellos se encuentran y se reconocen tantos y tantos que, desde diferentes lugares, están haciendo un camino común.
04/12/2013más info
Confirmados en Zamora: llamados a ser cristianos activos
Confirmados en Zamora: llamados a ser cristianos activos
El pasado mes de mayo se produjo en Zamora un acontecimiento único: una confirmación multitudinaria en el auditorio Ruta de la Plata. Como respuesta a la llamada del obispo, cientos de jóvenes confirmaron su fe delante de familiares y amigos. Tras esta confirmación muchos de ellos no volverán a participar en ningún tipo de actividad relacionada con la Iglesia; por este motivo, el pasado 9 de noviembre, se convocó a los jóvenes confirmados en mayo a una convivencia en el Seminario, para que descubran que hay algo más allá de la catequesis de confirmación y que su camino en la Iglesia no se termina ahí. En este encuentro se presentaron todas las realidades de la Iglesia, así como las ofertas que existen para ellos dentro de las parroquias, movimientos o grupos en los que pueden participar, para que no se desvinculen y puedan encontrar un lugar dentro de ella en el que se encuentren a gusto. Por esta razón, el día comenzó con una serie de testimonios de personas vinculadas a distintos grupos o movimientos dentro de las parroquias, exponiendo su vivencia personal, y abiertos a responder todas las dudas que pudieran plantearse a los adolescentes. Posteriormente unos talleres presentaban las actividades existentes dentro de las parroquias, desde el coro, Cáritas, campamentos, grupos de jóvenes, el Seminario... utilizando para éstas juegos, canciones o folletos para dinamizar su explicación. La respuesta a esta llamada no fue tan numerosa como la esperada por las confirmaciones, pero hay que sembrar para recoger. No podemos quedarnos esperando, tenemos que actuar y buscar un lugar en el que nos sintamos útiles, a gusto. Tenemos que encontrar nuestra actividad para ser cristianos activos. SAMUEL RAMOS ÁLVAREZ Galería fotográfica del encuentro
22/11/2013más info
Subir
Lo sentimos, no hemos encontrado ningún resultado para su criterio de búsqueda.